Resulta complicado pensar en islas Baleares más allá de sus playas o calas paradisíacas. No es ningún secreto saber que hasta este archipiélago de España vienen turistas de todo el mundo. De alguna forma, los meses de verano son perfectos para estar tirados al sol y sentir la brisa del mar pero sus rincones son mucho más que eso. Albufera des Grau por ejemplo, es uno de los parques naturales más importantes del país y el espacio natural que necesitas conocer.

Con más de cinco mil hectáreas dónde habita buena parte de la diversidad de animales y plantas que encontramos en la naturaleza menorquina, para aquellos que gustan de los lugares al aire libre y que sabe que Menorca tiene mucho más que ver que esos kilómetros de arena fina y dorada, esta es una visita que no se pueden perder por nada del mundo. ¿Te gustaría saber por qué cada vez más personas quieren disfrutar de sus encantos?

¿Qué podemos hacer en la albufera des Grau?

Confirmada como Reserva de la Bioesfera por UNESCO desde 1993, la albufera des Grau es un espacio natural que debemos ver aunque sea solo una vez en la vida. Alrededor de sus hectáreas tenemos todo un universo del que disfrutar y sobre el que hacer buenas referencias. Menorca, gracias a sus diferentes ecosistemas, cuenta con un contenido de lo más variado y es por esto que muchos aficionados al senderismo llegan hasta aquí para conocer esa otra parte de la isla que cada día entusiasma a más gente. A continuación, te dejamos con algunos de sus mejores puntos:

Diversidad en fauna y flora

Gracias a la situación que tiene la isla de Menorca, los animales y las plantas que vemos aquí son muy diversos e incluso, algunos solo se encuentran por la zona. Si eres un amante de la naturaleza o simplemente te gusta observar «bichos» desde cerca aquí cuentas con una oportunidad única para conocer más de cerca cuáles son los encantos de sus especies. Las tortugas, que casi funcionan como un fenómeno del lugar, captan la atención de muchos turistas pero debemos advertir que son complicadas de encontrar. ¿Eres tú un loco de este reptil?

Playa de Es Grau

El parque, que se encuentra dentro de un pueblo con el mismo nombre, también tiene una playa que se llama así. Famosa entre los lugareños, Es Grau cuenta con cantidad de paseos únicos que nos pueden hacer ver la isla de Menorca de una manera muy diferente a la que tienen los turistas. Desde aquí también (si quieres y la ruta lo permite) tienes la oportunidad de ver otras calas muy populares pero solo si estás interesado en la zona de costa por encima de la de vegetación.

Faro de Favaritx

Uno de los puntos más importantes de la albufera des Grau. Desde hace años, los lugareños lo exponen como uno de los mayores orgullos de la zona y eso, entre otras muchas cosas, ha conseguido que aumente el interés de Mallorca no solo por esas calas y playas que quitan la razón sino por estos espacios que ofrecen al espectador, otra manera de sentir este territorio. ¿Cuándo vienes a pasear por este sendero?

Mirador de albufera

Para disfrutar de la inmensidad de este parque natural, nada mejor que pararse en el mirador de la albufera. Desde aquí tenemos unas vistas únicas y quizás razones para volver en cualquier otro momento. Si eres de los que siente el bosque y el aire libre como una parte más de sí, seguramente aquí te lo pases en grande y tengas muchas cosas que recomendar a esas personas que te importan. ¡No dejes escapar la oportunidad!

Hasta aquí algunas de las cosas imprescindibles si quieres sentir cada rincón de la albufera des Grau. Si bien existen tres rutas completamente diferenciadas, estos son los puntos que no te debes perder. Los lugareños o turistas del interior de España, que son los que más se dejan ver por aquí, lo recomiendan como paseo tranquilo y para disfrutar de la experiencia al máximo. Si llevas tiempo queriendo una nueva ruta de senderismo quizás esta sea la que debas tener ahora en mente.

¿Qué debo saber antes de pisar la albufera des Grau?

La afluencia de turismo que ha tenido en estos últimos años ha hecho que en la albufera des Grau se establezcan una serie de medidas para que todos podamos disfrutar la visita. Pasear en silencio (o por lo menos que no estemos armando el escándalo) es una de las prioridades. No hablamos de estar como en un cementerio pero sí que debemos pensar en esas otras personas que al igual que nosotros, quieren sentir cada tramo del parque.

Respetar las señales o itinerarios de las rutas es otro de los puntos que debemos tener en cuenta. A la hora de entrar en el parque, ni caminar a nuestras anchas ni alterar el sistema de las dunas será algo que podamos hacer (no se permiten vehículos de motor, usar bicicletas o montar a caballo) Por otra parte, tampoco está permitido hacer submarinismo o acampar aunque solo sea por una noche.

La albufera des Grau es un paisaje insólito y, como uno de los parques naturales más importantes de Menorca, debemos tomarnos nuestro tiempo para no perder puntada alguna. Bueno es recordar que nos encontramos al aire libre y dentro de un ecosistema muy variado por eso, si eres de los que siempre busca animales diferentes plantas de otros tipos quizás aquí tengas una colección que no conocías.

¡No lo dudes! Aunque islas Baleares destaque como destino paradisíaco para extranjeros y millonarios de medio mundo, en este archipiélago hay mucho más que descubrir. La albufera des Grau solo es un ejemplo de la enorme cantidad de cosas que tenemos a nuestro alrededor y que deberían destacar por encima de algunos rincones destinados al sol. Ahora, que el tiempo acompaña más que nunca para hacer rutas pausadas, puede ser el mejor momento si quieres ponerte las botas y andar por el campo. ¿Cuál es el itinerario que has escogido?