Los pueblos más bonitos de España 2020 ya tienen nombre. Como cada año, la Asamblea Nacional hace un pequeño listado de aquellos rincones de la Península Ibérica que son dignos de mención y visita. Con quince localidades para esta ocasión, nos encontramos ante una colección que recorre el país de arriba abajo y que nos da nuevos destinos para la temporada que acabamos de comenzar. Siempre pensando en ese viajero que necesita salir a conocer otros sitios, estamos ante una oportunidad única de conocer las provincias.

Badajoz, Soria, Mallorca, Guadalajara o Cantabria son algunos de los lugares elegidos por la organización. Sus pueblos, muy dispares entre sí, dan al usuario una garantía de disfrute sin precedentes. Con todo un año por delante, si la resaca del 31 de diciembre te ha hecho pensar en dónde ir para las próximas vacaciones, la selección oficial de municipios que vas a ver no tiene ningún desperdicio. Lugares en los que se come bien, con parque natural para estar al aire libre o monumentos que han hecho Historia son las apuestas.

¿Cuáles son los pueblos bonitos de España 2020?

Nuestro país está cargado de sitios que merece la pena visitar. Lejos del bullicio de Madrid o de la cosmopolita Barcelona nos queda un mundo entero por descubrir que estaba deseando pronunciarse. Los pueblos bonitos de España 2020 son la respuesta a la demanda que existe de sitios que no están apelmazados y en los que se respira tranquilidad. Con cantidad de cosas a su favor, si este año fantaseabas con una ruta cerca de casa quizás aquí te demos algunas ideas interesantes:

Olivenza (Badajoz)

Olivenza (Badajoz)

Conocido por todos como «la España portuguesa», Olivenza es un pueblo cargado de tradición e Historia. Sus murallas medievales hablan de tiempos pasados y de cómo Extremadura es un territorio rico en cruce de culturas. Fundado en el siglo XIII por la Orden del Temple, nos encontramos ante un lugar que todavía reclaman algunos foráneos. A manos del país vecino hasta 1801, los oliventinos y descendientes de los mismos tienen derecho a la doble nacionalidad, algo que no ocurre en ninguna otra parte de la península.

El Alcázar y la Torre del Homenaje, el convento de San Juan de Dios o la iglesia de Santa María Magdalena son algunos de los de los lugares de interés que encontramos en este pueblo. Por su parte, el arte manuelino -muy desarrollado en Portugal y con Olivenza como único sitio de España en el que está presente- es otra de las grandezas que vemos por la zona. A orillas del Guadiana, propietario de una arquitectura de defensa sin igual, casas señoriales y calles de lo más tranquilas, este municipio se ha hecho con la atención de todos.

Alcudia (Mallorca)

Alcudia (Mallorca)

Sorprende que Alcudia, siendo geográficamente una ciudad, esté en la lista de los pueblos más bonitos de España 2020. Este territorio mallorquín, con cantidad de Historia a sus espaldas, es dueño de uno de los legados medievales más importantes de islas Baleares. Las ruinas de la Antigua Pollentia, perfectamente conservadas a ojos del turista, es uno de sus mayores tesoros. Por supuesto las playas, el clima y la gastronomía hacen que funcione como nunca los meses de verano.

Promocionada por el ayuntamiento desde 2016, Alcudia es una ciudad de la que no querremos salir. Los paseos por el casco antiguo, salir de compras al mercadillo o visitar el Museo de Sa Bassa Blanca son actividades que nos tendrán más que entretenidos. Por otro lado, su conexión con Barcelona, Menorca o Francia la hace un destino de capricho que, además de ofrecer cantidad de cosas para hacer, también otorga facilidades de desplazamiento a cualquiera que quiera venir. ¿Te animas tú?

Ponte Maceira (A Coruña)

Ponte Maceira (A Coruña)

Parada habitual del Camino de Santiago, Ponte Maceira es un pueblo que ha recibido cantidad de turistas. A las orillas del río Tambre, resulta fácil de reconocer gracias a sus murallas de piedra llenas de musgo. De pequeñas dimensiones -está en el límite de considerarse una aldea- solo con pasear por sus zonas verdes y sentirnos como perdidos en medio de ninguna parte merece la pena que lleguemos hasta aquí. ¿Te vas a quedar sin contemplar un encanto radical?

El Pazo de Baladrón o la Capilla de San Brais son algunos de los sitios de interés que hay en el pueblo. Si bien parece que no tuviese nada que ver a nivel monumental, con un pequeño paseo por el territorio nos daremos cuenta de todo lo que le queda por ofrecer. Los molinos de agua o los hórreos -parte esencial de la arquitectura del lugar- son también característicos de la zona y por tanto, puntos que debemos tener en cuenta en nuestro viaje hasta este rincón del Finisterre. ¿Vienes?

Atienza (Guadalajara)

Atienza (Guadalajara)

Clásico y con mucha Historia, Atienza es otro de los pueblos bonitos de España 2020 que hay que destacar. Al norte de Sigüenza, nos encontramos con un sitio donde la tranquilidad es protagonista absoluta. Sus lugareños, sin prisas y con muchas ganas de recibir forasteros, emanan esa sensación de tiempo para todo que ha cautivado a los turistas. Nombrado en el Cantar del Mío Cid («una peña muy fuerte» hacía alusión al castillo) sin duda estamos en un sitio que lleva la leyenda hispana en la sangre.

El castillo de Atienza, las murallas o la iglesia de Santa María del Rey son algunos de los sitios de interés del pueblo. Siempre presente en las rutas históricas de España (la del Cid, el Románico Rural o la del Quijote) cualquiera que guste de este tipo de turismo pasará por el pueblo sabiendo que aquí se salvaron algunas de las batallas más importantes de la Europa medieval. Las jornadas de la época, que siguen celebrándose entre los lugareños, son costumbres a las que podemos agregarnos en nuestra visita.

Mogrovejo (Cantabria)

Mogrovejo (Cantabria)

Situado dentro del Parque Nacional de los Picos de Europa, Mogrovejo es uno de los pueblos más bonitos de Cantabria. Sus casas de piedra, saber que es el escenario de la película «Heidi, la reina de la montaña» o ser consciente de que en 2008 solo contaba con cuarenta y cuatro habitantes puede que hayan hecho de este sitio un lugar pintoresco y cargado de curiosidad. Ideal para disfrutar de los prados, la montaña y las zonas verdes que tanto necesitamos, quizás sea tu destino a tener en cuenta.

La Torre de Mogrovejo, la iglesia de Nuestra Señora de la Asunción, la Casona de Vicente de Celis o el Museo Escuela son algunos de los lugares de interés que hay dentro del pueblo. Siempre destacando las rutas de montaña y las actividades al aire libre, para esos turistas que gustan de saber de los monumentos del lugar, aquí también hay puntos que debemos tener en cuenta. Con todo un despliegue de vida natural en cada uno de sus rincones, sin duda es un sitio que debemos visitar.

Teguise (Lanzarote)

Teguise (Lanzarote)

Capital administrativa de la isla hasta 1852, Teguise es uno de los pueblos más bellos -y sufridos- que vemos en Lanzarote. Hoy, consagrado como el primer asentamiento civil y urbano del archipiélago canario, cualquiera que pase por aquí puede sumergirse en su Historia y sentir cómo ha sabido volar por encima de aquello que le arrebataron. Perfecto para pasar unas vacaciones tranquilas, más allá de sus playas hay todo un casco urbano y entorno natural por descubrir.

La Casa Museo del Timple, el jardín del Cactus o la Fundación César Manrique son algunas de las cosas que tenemos para ver en este pequeño pueblo costero. Por otro lado, muchos viajeros llegaban hasta Teguise animados por ver el castillo de Santa Bárbara, una fortaleza que ahora está cerrada al público pero de la que se pueden sacar perfectas fotografías. Ubicado al borde del cráter del volcán Guanapay, si eres un aventurero deberías pasar a verlo.

Castellar de la Frontera (Cádiz)

Castellar de la Frontera (Cádiz)

Andalucía no podía faltar en la lista de pueblos bonitos de España 2020. Dueña de algunos de los municipios más visitados, en esta ocasión es Castellar de la Frontera quien ocupa la posición. Sus calles, hechas de piedra y como ancladas en el tiempo, invitan a pasearlas de arriba abajo sin querer perder ninguno de los detalles. Situado en la comarca del Campo de Gibraltar, cualquiera que venga a Cádiz y busque adentrarse en la Historia de la provincia necesita pasar por este lugar.

Su fortaleza -de estilo bastante similar a la Alhambra de Granada-, la iglesia del Salvador, el Alcázar, la plaza Aljibe o el balcón de los amorosos, son paradas imprescindibles en nuestro paseo por el pueblo. Tranquilo y con la garantía de que podrás hacerlo en poco más de una tarde, el municipio cuenta con la ventaja de estar dentro del Parque Natural de los Alcornoques, una reserva a caballo entre las ciudades de Málaga y Cádiz que le da un toque de lo más especial.

Culla (Castellón)

Culla (Castellón)

Sin contar con la fama que tienen otros pueblos en su provincia, Culla ha sabido cómo ganarse el respeto de los turistas. Situado en el Alto Maestrazgo de Castellón, combina perfectamente el interés cultural con una gastronomía exquisita donde la trufa negra es la gran protagonista. De origen medieval, son muchos los yacimientos arqueológicos que hay por la zona y monumentos que hablan de Historia. Ideal para pasear durante toda una una tarde, si eres aficionado a los asentamientos antiguos este es tu lugar.

La iglesia de San Salvador, la Casa Abadía o la Ermita de San Cristóbal son algunos de los lugares que podamos visitar. A la sombra de vecinos como Morella o Vilafamés, desde Culla también podemos hacer rutas que no encontraremos en ningún otro sitio de España. La cueva Bolavar la roca Penyacalva o el recorrido de los Molinos de Viento son citas que tenemos por sus alrededores. Con un mundo medieval por descubrir, si quieres adentrarte en la Historia del país es un buen sitio para comenzar.

Pastrana (Guadalajara)

Pastrana (Guadalajara)

Vendido como una «mini Granada», Pastrana es el segundo pueblo de Guadalajara que tenemos en la lista. Cuna de la Princesa de Éboli, el municipio se formó como villa de repoblación tras la reconquista y bajo el gobierno de la Orden de Calatrava. Su esplendor, alcanzado en el siglo XVI, al construir los conventos de la mano de Santa María de Jesús, cayó en picado en el siglo XVIII cuando los duques deciden trasladar su residencia a Madrid. Hoy, la proximidad que tiene con la capital ha servido para descubrir ciudad y alrededores.

La Plaza de la Hora, la Colegiata de Nuestra Señora de la Asunción, el convento de San José o la plaza de la Fuente de los Cuatro Caños son algunos de los lugares de interés que hay en el pueblo. Con mucho por descubrir, cabe destacar que Pastrana también ha sido escenario de clásicos de nuestra literatura más cercana. Viaje a la Alcarria, escrito por el célebre Camilo José Cela en 1948, es el ejemplo más vivo que tenemos. ¿Te subes a conocer uno de los lugares más pintorescos del país?

Robledillo de Gata (Cáceres)

Robledillo de Gata (Cáceres)

Costumbrista por tradición, Robledillo de Gata es una de esas escapadas rurales que anotarás en tu agenda. Sus calles, formadas entre miradores y balcones, invitan a pasearlas de un lado a otro como si no llevásemos rumbo. Las casas, de arquitectura tradicional extremeña, cuentan con saltos de agua que le dan una ambientación mucho más original. Declarado Bien de Interés Cultural hace solo unos años, son muchos los turistas que han dado con él por pura casualidad quedando encantados.

La Ermita del Humilladero, la iglesia de Nuestra Señora de la Asunción o el Museo del Aceite son algunas de las paradas más interesantes que tenemos en este pueblo de Cáceres. De pequeño tamaño, podemos verlo en poco más de una tarde puesto que a nivel monumental no tiene mucho más de lo que tirar. En cualquier caso, merece la pena apreciar el verde de sus prados, la conservación de las casas y tener esa sensación de que nos hace como estar perdidos en medio de ninguna parte.

Pollensa (Mallorca)

Pollensa (Mallorca)

Popular gracias a sus playas, Pollensa es un pueblo de Mallorca que todo el mundo conoce. Los turistas, cansados del bullicio que hay en Palma, ven aquí el sitio perfecto para descansar pero igualmente seguir disfrutando de lo que ofrece Baleares. Con cantidad de cosas para ver, si en algún momento quedamos hartos del sol, la arena y el mar, solo con dar un paseo por el casco antiguo o comer en la Plaza Mayor ya estaremos aprovechando el viaje como realmente merece.

El convento de Santo Domingo, el Puente Romano o subir al Calvario son algunas de las cosas que tenemos para hacer en este fantástico pueblo en el que hace sol trescientos días al año. Ideal para pasar un par de días -aunque lo esencial se ve en mucho menos- no puedes marcharte sin hacer una pequeña ruta por esas calas perdidas que tanto gustan a los turistas. Ideal para visitar en familia, el pueblo también invita a esos grupos de amigos que quieren descubrir algo más de Mallorca a que entren. ¿Cuándo vienes tú?

Bentacuria (Fuerteventura)

Betancuria (Fuerteventura)

Capital de Fuerteventura durante cuatro siglos, Betancuria es el municipio con menos población de Canarias. Escondido entre montañas, este lugar fue una fuente de peligros que el ciudadano luchaba por evitar. Los ataques de piratas, constantes desde 1404, tenían al pueblo atemorizado y fue por ello que el centro se cambió de sitio. Hoy, lugar con encanto para los turistas, tenemos en sus calles algunos de los monumentos más importantes de la isla a la que sigue perteneciendo.

La iglesia de Santa María, el Museo Arqueológico de Betancuria o el Mirador de Guise y Ayose son algunas de las cosas que no te puedes perder si decides escaparte a este lugar. Con una arquitectura rural de lo más interesante, solo paseando por las calles del centro se aprecia la importancia que los edificios tienen aquí. Los barrios, floridos durante la primavera y el verano, están cargados de bares o restaurantes en los que podemos tomar tapas con sabor canario. ¿Has probado el queso majorero? ¡No vayas sin hacerlo!

Monteagudo de las Vicarías (Soria)

Monteagudo de las Vicarías (Soria)

Monteagudo de las Vicarías puede que sea el más rústicos de los pueblos bonitos de España 2020. Este lugar, humilde y de calles estrechas, cuenta con una importante historia a sus espaldas. Plaza importante durante la guerra civil entre Pedro I el Cruel y Enrique Trastámara, cualquier amante de la Historia de España tiene una cita obligada con este lugar. Situado en Soria, es de fácil acceso y cuenta con varias cosas con las que hacer turismo para pasar un fin de semana de lo más agradable.

La iglesia de Nuestra Señora de la Muela, el Castillo de la Raya o la Torre de Martín González son algunas de las cosas que tenemos para ver en este pueblo que sigue teniendo la agricultura y la ganadería como fuente de ingreso principal. Su entorno natural habla sobre la importancia del valor ecológico de la tierra y es que, construcciones como el embalse del pueblo -que data en 1878- son el vivo ejemplo de que con empeño y una inversión justa se puede cuidar el espacio en que vivimos.

Vinuesa (Soria)

Vinuesa (Soria)

Seguimos en Soria para hablar de un pueblo por el que han pasado varias civilizaciones. Con origen en la época de los pelendones -un grupo celtíbero que habitaba en las fuentes del Duero- fue con la llegada de los romanos donde tuvo su mayor sometimiento. Hoy, con un aspecto rural único y una economía basada en la madera desde la Edad Media, nos encontramos ante un lugar que emana Historia y que sigue teniendo muchas cosas que contar sobre su pasado reciente.

La iglesia de Nuestra Señora del Pino, el Palacio de Don Pedro de Neyla, la Ermita de la Soledad o el Lavadero son algunas de las paradas que debes hacer en tu paso por Vinuesa. Por si fuese poco, destacando el valor natural que tiene Soria, también podemos hacer una pequeña excursión hasta la Casa del Parque de la Laguna Negra y Circos Glaciares de Urbión. Esto, que ha funcionado como reclamo turístico para los amantes del senderismo o los paseos al aire libre, es uno de los mayores tesoros que tiene la provincia.

Castrillo de los Polvazares (León)

Castrillo de los Polvazares (León)

En el corazón de la Maragatería damos con el último pueblo de nuestra lista. Castrillo de los Polvazares, en la provincia de León, es un municipio rural que destaca por sus casas de piedra y la conservación medieval de las calles. Declarado Conjunto Histórico Artístico en 1980, nos encontramos con un lugar que parece como anclado en la memoria y por el que no han pasado los años. La Calle Real, que funciona como eje central para saber por dónde vamos en nuestro paseo, es el sitio donde se citan todos los lugareños.

La iglesia parroquial de Santa María Magdalena, el puente romano -por el que pasaba el antiguo camino hacia el puerto de Foncebadón- o el busto de la escritora Concha Espina son algunas de las gracias que tiene el pueblo. Por supuesto, los amantes de la gastronomía no pueden marcharse sin probar el famoso cocido maragato; un plato hecho con una ración de carne -de hasta siete variedades, verdura (garbanzos, patata y berza) y sopa. ¡No puedes quedarte sin una de las delicias del sitio!

Como vemos, los pueblos bonitos de España 2021 son muy variados. La lista, que se elabora cada año en función de las visitas y de cómo se tratan las vestiduras del municipio, nos da todo un catálogo de lugares para nuestras escapadas. Apostando por el turismo rural y esa necesidad de invertir parte del capital en nuestro país, podemos pensar en colaborar descubriendo sitios que seguramente no sabías que estaban ahí. Si eres de los que gustan de pequeñas escapadas, ¿a qué esperas para anotar estas en tu libreta?